Radio Navalmoral deja de emitir en su formato habitual tras 39 años

Imagen del último informativo, el del viernes /HOY
Imagen del último informativo, el del viernes / HOY

La emisora decana de las radios locales, después asociada a la Cope, empezó a funcionar en marzo de 1980

Miguel Ángel Marcos
MIGUEL ÁNGEL MARCOS

Radio Navalmoral cerró el viernes la etapa más prolongada y exitosa de un medio de comunicación enteramente local, al dejar de emitir en el formato que ha mantenido desde su creación en 1980 y con el equipo que ha permanecido en todo este tipo, con Jesús Rubio primero como director y más tarde, tras la jubilación de éste, con Rosa Bautista.

Han sido cuatro décadas en las que la popular emisora -tras superar no pocos problemas en sus inicios- ha informado sobre gobiernos nacionales y regionales, las sucesivas corporaciones locales, numerosas inauguraciones, los éxitos del Moralo y del deporte local, el cierre de la fábrica textil Fuentecapala, protestas multitudinarias por la supervivencia del tabaco, accidentes, incendios y sucesos de todo tipo, manifestaciones a favor y en contra de la central nuclear de Almaraz y anuncios, muchos anuncios, de empresas y trenes que nunca han llegado. Con altibajos, como cualquier medo, pero siendo una referencia para toda la comarca.

Aunque desde algunos ámbitos ya se conocía ese cambio, la propia emisora lo anunció el martes, al anunciar que dejaba de emitir en el formato y con la programación que prácticamente ha mantenido desde 1980.

«Terminan aquí los casi cuarenta años de vida que esta emisora ha dedicado a la música, el entretenimiento y fundamentalmente a la información más cercana: la local y comarcal. Y a los oyentes más próximos: los de Navalmoral de la Mata y las poblaciones de su entorno, con quienes compartimos intereses sociales y económicos; actividades culturales, deportivas y festivas y, sobre todo, la meta en común de luchar por un futuro mejor».

Con septiembre, añadían, se iniciará una nueva etapa. «Un cambio necesario para adaptarnos a las actuales exigencias de los medios de comunicación donde las grandes cadenas generalistas marcan los tiempos. Seguirá la información local y comarcal; ampliará su espacio la regional y nacional, pero serán otros programas y otras voces las que les acompañen».

Agradecimientos

Quienes lo hacían hasta ahora -Jesús, Rosa, Pepe, Marisa y Gonzalo- agradecían, para terminar, la lealtad de sus oyentes, la confianza de los anunciantes, la generosidad de los colaboradores, ya sean instituciones, asociaciones, profesionales y particulares, y también «su cariño y sus críticas, que nos han hecho crecer y aprender».