El puesto de socorro de Cruz Roja lleva casi siete meses precintado

El puesto se precintó en verano por motivos de seguridad /HOY
El puesto se precintó en verano por motivos de seguridad / HOY

Los árboles del entorno están enfermos y corren el riesgo de caerse, pero nadie los corta

Miguel Ángel Marcos
MIGUEL ÁNGEL MARCOS

En unos días se cumplirán siete meses desde que a mediados de junio los responsables de la asamblea local de Cruz Roja decidieran precintar el puesto de socorro, ubicado junto a la rotonda de los Sauces, para evitar el acceso de cualquier persona ante la caída de una rama de grandes dimensiones y el riesgo de más caídas por el mal estado de los chopos y eucaliptus del entorno.

Al principio de producirse esa situación, de vez en cuando surgía algún comentario en las redes sociales pidiendo una solución para dar vida a ese puesto, en otros tiempos muy activo. El paso de los meses parece haber hecho desistir a quienes lo solicitaban, aunque no a los dirigentes de la asamblea, que siguen esperando esa solución.

Por lo que ha podido saber HOY, incluso llegaron a pedir un presupuesto para talar ellos mismos los árboles, ya que están enfermos, pero además de costoso les podría acarrear dificultades, puesto que el problema parece radicar en quien tiene la competencia para hacerlo: si el Ayuntamiento, Carreteras o la Confederación Hidrográfica del Tajo al pasar un arroyo por sus inmediaciones. O todos un poco.

Mientras se decide quien lo hace ahí sigue el precinto, en una de esas situaciones administrativas que resulta difícil de entender por el vecino de a pie, que si detecta un problema en su casa trata de solventarlo lo antes posible. Cuando, además, tampoco parece tan complicado.

Y lo que es peor, se mantiene el riesgo de caída de más ramas o de los propios árboles sobre la carretera.