Animada tertulia en el Jardincillo / MAM

Entre la esperanza y la desilusión tras conocer que la gigafactoría se queda, de momento, sin subvención

El PP se pone a disposición del Ayuntamiento, de la Diputación y de la Junta para colaborar para que el proyecto se lleve a cabo

Miguel Ángel Marcos
MIGUEL ÁNGEL MARCOS

El Ayuntamiento guarda un discreto silencio en relación con las últimas novedades acaecidas en torno a la gigafactoría de baterías proyectada en el macropolígono de la carretera de Rosalejo. Esto es, el rechazo provisional del Ministerio de Industria al PERTE del vehículo eléctrico impulsado por Global Gabes S.L.U. (Envision y Acciona) y la confirmación de la empresa Envision de que se hará con o sin ayudas.

Ese silencio es el mismo que mantuvo cuando HOY anunció la instalación en Navalmoral de la gigafábrica y la creación de 3.000 puestos de trabajo directos, porque aún siendo conocedores de las negociaciones llevadas a cabo preferían que la confirmación llegara desde las empresas promotoras, y no desde la administración o la parte política. Y ahora la postura es similar.

«Hay que tener tranquilidad. La empresa ha dicho que se va a instalar sí o sí y que es un tema de procedimiento administrativo que tienen que solucionar. Y esa es la mejor garantía», afirman fuentes municipales.

Opiniones encontradas

¿Y qué dice la calle?. Pues a tenor de las reacciones recogidas desde el rechazo al PERTE, la opinión es diferente si se pregunta de manera presencial o se leen los comentarios en las redes sociales. Estos últimos son bastante más pesimistas. Desde quienes consideran que «era demasiado bonito para ser verdad» hasta quienes creen que «nos han vuelto a engañar, porque han sido muchas las empresas que se han anunciado y no ha venido ninguna». Otros ven una maniobra política y acusan de mentir al presidente del Gobierno.

En ese sentido, hay quien no entiende el momento elegido para firmar el acuerdo entre el Gobierno, la Junta de Extremadura y Envision, que se hizo días atrás en los terrenos destinados a la gigafactoría, si no estaba todo cerrado. «¿No hubiera sido mejor esperar a que se aprobaran las ayudas para hacer la firma y evitar así que se hayan vuelto a generar dudas?», se preguntan.

Y es que el escepticismo inicial tras la aparición de las primeras noticias se fue transformando poco a poco en ilusión ante los anuncios que iban haciendo Envision y Acciona, el presidente de la Junta, el director general de Avante o el ejecutivo central, para ahora volver a caer en la desilusión y el pesimismo.

Tertulia en el Parlamento

Aunque no todos lo ven así, ni mucho menos, porque otros se muestran igual de esperanzados a pesar del actual contratiempo. Así lo decían en el 'Parlamento' -como llaman los jubilados al Jardincillo- Julio, Faustino, Ignacio o Diego, a quien interrumpimos en medio de una animada conversación.

«Yo lo que he escuchado en la tele es que de momento no han aprobado la subvención que los tienen que dar. Otra cosa es que aunque no les den subvención a lo mejor también lo hacen», decía Faustino.

«Lo suyo es que den trabajo, porque hace mucha falta. Yo sí creo que se va a hacer. Por lo menos las altas esferas así lo dicen. Ya veremos», añadía Ignacio.

«La Junta también ha dicho que aunque no haya subvención se va a hacer. ¿Cómo se va a negar a crear un montón de puestos de trabajo», se preguntaba Diego.

La tertulia la remataba Faustino echando mano de memoria. «Estamos muy quemados, porque aquí han venido muchísimas empresas y por culpa de los políticos no se han montado. Los políticos que sean. Los de aquí o los de la Junta. Se han ido porque no las han dado pie a venir. Pero yo creo que ya nos toca».

Apoyo del PP

Quien sí se ha pronunciado es el PP local, que se pone a disposición del Ayuntamiento, de la Diputación y de la Junta para «colaborar en el logro colectivo que supone transformar el tejido industrial moralo y posibilitar la implantación que proponen Envision y Acciona».

«Ofrecemos una colaboración absoluta y plena dirigida, no solo a contribuir a la instalación de esa gran fábrica proyectada, sino que abarca la defensa y cuidado de las empresas, autónomos y trabajadores que decidieron instalarse en esta ciudad y contribuir a mejorar la calidad de vida de todos. Es hora de que los anuncios dejen de serlo y las promesas se cumplan. Y en esa línea pueden contar siempre con el PP».

Antes los populares recordaban que Envision tiene un «exiguo plazo» de diez días para acreditar ante el Ministerio de Industria que el proyecto que abandera es merecedor de las ayudas millonarias que se solicitan.

De ahí que consideren fundamental que en esos diez días Ayuntamiento, Diputación y Junta «concentren todos sus esfuerzos, poder e influencia para demostrar ante el Ministerio que el proyecto merece esas ayudas al cumplir con todas y cada una de las precisiones que el dinero público que demanda. Por eso lo anunciaron».

A juicio del PP, la euforia colectiva que se generó a través de los anuncios realizados por esas mismas administraciones debe ahora transformarse en un «claro esfuerzo para ayudar a implantar esa megafactoría. Las expectativas generadas exigen una decidida actuación política. Y ese es el trabajo que hay que hacer ahora, centrarnos en atraer inversión, riqueza, población y trabajo a través de esta oportunidad que ninguna administración puede dejar escapar».