Los Titiriteros de Binéfar estarán el viernes en la plaza de Rafael Medina / TB

El Día de los Derechos de la Infancia se conmemora con distintas actividades

Un buzón recorre desde el lunes los centros escolares para que el alumnado deposite sus demandas y opiniones y hacérselas llegar después al concejal del área

REDACCIÓN

El cuentacuentos 'La flor de la igualdad', que tendrá lugar en la tarde del jueves en la biblioteca municipal, es la segunda cita de la II Semana de los Derechos de la Infancia que organiza la concejalía del área con motivo del Día Internacional de los Derechos de la Infancia que se conmemora el 20 de noviembre. Se realiza en colaboración con otras concejalías, por entender desde el Ayuntamiento que el ocio didáctico, la formación y educación de los niños y niñas debe ser transversal.

Las actividades comenzaron el sábado en el centro cultural La Gota con la jornada 'Familia y Medio Ambiente', que englobó distintas iniciativas artísticas y medioambientales para que madres y padres pudieran disfrutar de un «divertidísimo día con sus hijos e hijas».

El jueves, y ligado al Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, se presentará el cuentacuentos ya mencionado, 'La flor de la igualdad', a partir de las seis.

El viernes se elaborará un mural participativo en la explanada del multiusos por parte de la asociación Zarandeo, de reciente creación por «virtuosos de la pintura, profesionales de la educación infantil y madres y padres preocupados por el ocio de las nuevas generaciones».

Será a las cuatro de la tarde, para acabar justo a tiempo de que los participantes puedan asistir a 'Jauja', la obra de teatro que representará la compañía Los Titiriteros de Binéfar dos horas y media después en la plaza de Rafael Medina.

El programa se cerrará el domingo con los 'Cuentos para niños perversos' incluidos en el ciclo 'Merienda Es-cena' de la sala TaKtá, en doble sesión de tarde en el Teatro del Mercado.

Buzón por los colegios

Además, desde el lunes un buzón está recorriendo los centros escolares para que el alumnado deposite sus demandas y opiniones y hacérselas llegar después al concejal para su «conocimiento y posterior toma de decisiones», en una campaña que se ha denominado 'La infancia opina'.