José Luis Domínguez y Sonia Batalla, delegados sindicales de CCOO / HOY

CCOO pide el cese del gerente del Área de Salud de Navalmoral y de la directora asistencial

El sindicato denuncia su mala gestión, que se traduce en escasez de personal y en mal servicio a los pacientes

REDACCIÓN

El amplio catálogo de quejas y denuncias respecto a las condiciones de trabajo del personal del Área de Salud de Navalmoral en general y del hospital Campo Arañuelo en particular y, por ende, de la mala calidad de la asistencia que se está prestando a los pacientes, fue la nota predominante de la rueda de prensa que ofrecieron el jueves representantes de Comisiones Obreras.

De ahí que José Luis Domínguez, delegado de la Sección Sindical en el Área de Salud, y Sonia Batalla, delegada de Navalmoral, Plasencia y Coria, no vacilasen al pedir el cese del gerente del área, Francisco Javier Godoy, y de la directora asistencial, Beatrice Po.

La, a su juicio, mala gestión de los responsables de estos servicios se traduce en bajas laborales que no se cubren «porque nadie quiere quedarse aquí debido a las malas condiciones laborales», denunciando que en ocasiones se anuncia la puesta en marcha de servicios que no se cumplen, como ocurrió, por ejemplo, con la Unidad de Cuidados Críticos Polivalentes (UCRI). Estas y otras circunstancias han sido denunciadas ante la Inspección de Trabajo.

Esta situación lleva, entre otras carencias, a que haya servicios que no cuentan con suficientes profesionales o directamente con ninguno, como ocurre -denuncian- con rehabilitación, internistas, médicos de familia y de guardia y atención continuada, entre otros.