Borrar
Agradecer y resistir!!

Opinión

Agradecer y resistir!!

Es el título de la exposición organizada por la plataforma No al Muro en la Fundación Concha para celebrar su sexto aniversario

Plataforma ciudadana No al Muro

Martes, 5 de marzo 2024, 09:20

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Una exposición en la Fundación Concha (del 5 al 15 de marzo) que busca un pueblo unido contra el mayor atentado urbanístico que el tren, tan demandado y necesario, quiere cometer en Extremadura. Navalmoral de la Mata, grande o pequeña pero no invisible, sigue perteneciendo a Extremadura, es la puerta de entrada a la región.

Navalmoral no se divide. Y hasta ahora no lo ha hecho gracias a todo el empeño de tanta gente que esta exposición pública solo puede mostrar de manera muy modesta. Y por eso seguimos pidiendo que nadie tire la toalla, que resistir es lo único que puede impedir que un muro más se construya como símbolo de bienestar futuro.

Seguimos siendo realistas, exigimos lo justo antes, ahora y siempre. También las responsabilidades que cada uno ha tenido y que aún deben asumir desde las diferentes administraciones hasta colectivos, asociaciones y personas dadas las prisas en horadar la ciudad para dejarla irreconocible.

Claro que el proyecto en superficie lleva un muro como bien lo señala el proyecto aprobado. ¿Hay todavía alguien que lo dude? Que en algún tramo urbano, más alejado de las edificaciones, lo lleve de metacrilato sigue siendo una barrera infranqueable. Bien lo sabemos con la valla actual que siendo de malla metálica nos impide pasar.

Claro que Navalmoral pertenece a Extremadura y por tanto toda destrucción urbana se lo hacen a la propia región. ¿Hay alguien que le dé igual lo que ocurra en la tercera ciudad de la provincia de Cáceres?

Nos resultaría muy fácil poner nombres y apellidos de personas, de gobernantes, que han dejado tirados a toda la población y comarcas en defensa del soterramiento tal y como todos los informes elaborados por técnicos, urbanistas y arquitectos de la región han elaborado. Pero no lo vamos hacer.

Nos importa el haber llegado hasta aquí de manera pacífica, incluso cuando ocupamos las vías del tren. Obedecimos en retirarnos cuando nos lo advirtieron y sin embargo nos multan por desobedientes. Tenemos que agradecer todas las donaciones para poder demostrar en juicio nuestra aptitud responsable y denunciar lo injusto de la ley mordaza todavía activa.

Nos importa reconocer todo el cariño, apoyo continuado y todas las ayudas económicas que recibimos de todos los sectores de la sociedad morala y de los pueblos de las comarcas vecinas. Más de 17.000 firmas lo avalan y todavía seguimos recogiéndolas, dirigidas esta vez al Sr. Puente.

Nos importa reconocer el presente y el compromiso irrenunciable de la señora Guardiola que más allá de las confrontaciones políticas está defendiendo, incluso económicamente, un modelo de ciudad para Navalmoral de la Mata, inclusivo, accesible universalmente, sin discriminación social ni económica, que por tanto encare todo el siglo de la manera más sostenible y humana posible.

Vamos a seguir resistiendo con la verdad, con razones, alianzas y sentires necesarios porque somos realistas ante tanto despropósito de un tren que exigido desde hace más de 40 años intenta destruir los que hemos heredado. Es inmoral pretender que nos conformemos con pasar bajo túneles sean más anchos o estrechos, que prohíban el uso ciclista por ellos, que el camión de bomberos no pueda pasar, que el comercio local vaya desapareciendo. No lo vamos a consentir, con todas las fuerzas y deseos reunidos.

Nadie como la población morala ha querido tanto al tren, se ha retratado y ligado en la estación, ha esperado al tren de la una, ha traído beneficios económicos y creado el mejor paseo y parque municipal que tenemos.

No caer en el desánimo

Seguir agradeciendo que no nos desanimemos, ni nos cansemos en este momento en que lo podemos conseguir, pues nadie escribe el futuro sin contar con la gente. No puede haber un Ministerio de Transportes y Movilidad sostenible que intente compararnos con otros. Es cierto, que no somos una metrópoli, ni una gran ciudad, ni tampoco un puntito en el mapa ferroviario.

Pero con la escala urbana que tenemos una gran infraestructura tan duradera, y los servicios ferroviarios e intermodales correspondientes en superficie, afecta totalmente a todos los habitantes. Somos la ciudad de 20.000 personas y más de 40.000 potenciales para subirse al tren, y seguimos necesitando cordura y talante democrático para impedir la mayor injusticia que se pueda hacer con Extremadura.

Seguimos necesitando el apoyo y la ayuda permanente para seguir resistiendo ante las mentiras tramposas de Adif: que si somos Venecia, que si queremos volver al pasado, que si paralizamos la llegada del tren desde Madrid, que soterrar cuesta el triple...

En fin que si todas esas trolas antes fueron avaladas por gobernantes perezosos, ahora nos la jugamos definitivamente.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios