El gobierno municipal confía en resolver en lo que queda de legislatura la recepción de la residencia

El gobierno municipal confía en resolver en lo que queda de legislatura la recepción de la residencia

Problemas con la instalación eléctrica impiden que pueda funcionar pese a llevar varios años terminada

Miguel Ángel Marcos
MIGUEL ÁNGEL MARCOS

El primer teniente de alcalde, Iñaki Rodríguez, confía en que antes de finalizar la legislatura se resuelva, por fin, la recepción de la obra de la residencia geriátrica construida por el Ayuntamiento en el barrio de La Paz, que sigue sin poder abrirse pese a llevar varios años terminada por problemas relacionados con la instalación eléctrica.

Así lo dijo en la rueda de prensa que ofreció días atrás para hacer balance del año que termina. Fue a preguntas de HOY, al trasladarle la extrañeza de los vecinos porque el edificio continúe sin uso a pesar de la inversión millonaria que se ha hecho y los años que han pasado, puesto que su construcción se financió con fondos del Plan E del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

Una extrañeza que entiende el portavoz municipal por una situación que no es fácil de explicar, asegurando que el bloqueo de estos años se debe a los boletines de enganche y a las certificaciones eléctricas, y que tiene su origen en el proyecto inicial del edificio.

«Se ha construido en cuatro fases, por tres empresas diferentes y con distintos instaladores, en algunos casos con instalaciones deficientes que se han tenido que cambiar o amoldar a la legislación», manifestó.

La residencia se inauguró, en precario, en junio del 2015
La residencia se inauguró, en precario, en junio del 2015 / MAM

Todo eso ha hecho que la residencia -con más de 100 plazas- y el centro de día anexo, no hayan podido empezar a funcionar después de invertir más de tres millones de euros y de las gestiones que asegura se siguen haciendo, porque el problema está en el origen, en un proyecto mal planteado, de muy difícil solución.

Gestión pública

Sin embargo espera que se resuelva en los próximos meses, y para ello se han incluido 40.000 euros en los presupuestos municipales de 2019, y que la Corporación que salga tras las elecciones de mayo se encargue de su gestión.

El actual equipo de gobierno siempre ha dicho que su intención es que sea pública y por quien tiene las competencias en esta materia, la Junta de Extremadura, señalando Iñaki Rodríguez que las conversaciones están «avanzadas». Pero todo dependerá lo que ocurra en mayo, en Navalmoral y en Mérida.